18/6/09

con tacones altos

Vivir y andar con zapatos que tienen tacones (los con plataforma también cuentan) tienen muchísimas características similares:
  • Si tú te temes a caer, vas muy despacio, no muy lejos y básicamente dependes de transporte público o personas con coches.
  • Si quieres andar muy rápido y sin hacer caso a los adoquines, vas a caer.
  • Si dices palabrotas cada vez cuando tu pie-tacón-plataforma tiembla, todo paseo se convierte a recuento de tropezones.
  • Si tú te ríes cada vez cuando tu pie-tacón-plataforma tiembla, todo llega a ser más y más divertido.
  • Y las ampollas y dolor es tú forma de pagar por haber elegido a llevar exactamente este calzado.